Las Leonas tienen cita con la historia

Publicado: 11/09/2010 en Hockey

La chicas enfrentan a Holada desde las 19.30 para la gran final del Mundial de Rosario. Buscan repetir lo hecho en 2002 y ante el mismo rival, para coronar una década de logros en el deporte nacional.

Las Leonas van por el sueño mundialista. (Foto: DYN)

Las Leonas van por el sueño mundialista.

“Disfrutemos este Mundial, porque es único e irrepetible”. La frase, desde hace unos días, no se cae de la boca del Carlos Retegui, el entrenador de un seleccionado marca registrada que hoy, desde las 19.30, buscará celebrar su década de vida con el color de la victoria.

“Único e irrepetible”, subraya “el Chapa”. Y no se equivoca. Las Leonas pueden ser campeonas del mundo en su propia casa, ante una multitud que se enorgullece de un equipo que, desde hace 10 años, representa el país con sacrificio, humildad y esfuerzo. Y encima, lo corona con los mejores resultados deportivos.

Y hoy tendrá una prueba de fuego. Un último escollo para cerrar un torneo en el que nadie se guardó nada. Porque entrega sobró en Las Leonas. Sobró pasión, convicción, compromiso…

En frente estará Holanda, que tiene, nada más y nada menos, que la responsabilidad de defender un reinado que le pertenece desde hace cuatro años. ¡Y que juega su novena final mundialista en 12 ediciones!

Que son los mejores del mundo y que ambos juegan parecido y con un rimto vertiginoso, no se puede discutir. Pero la selección argentina está convencida de lo que vino a buscar a Rosario. Comprometida con su objetivo y segura de su juego.

Por eso, para esta tarde, además de una férrea condición anímica que se apoya en 12 mil gargantas que no dejan de alentar, Las Leonas cuentan con una defensa que juega limpio y ostenta el título de ser el equipo que menos córner cortos generó en lo que va del certamen. Y si logra mantener esa eficiciencia, acrecentará sus chances ante un rival que tiene como arma de ataque fundamental, y casi excluyente, el corto. Y que alimentó una capacidad goleadora que soprendió en la primera fase (25 goles).

Y aunque, como dicen, las finales son partidos apartes, nos animemos a creer en el destino y en eso de que el tiempo es cíclico y todo se repite. Y confiemos en que, como en la final de 2002, cuando Las Leonas se consagran en Perth ante Holanda, la fiesta otra vez inundará a los argentinos. Que después de las malogradas participaciones en los mundiales de fútbol y básquet, la dicha y el oro llegarán de la mano del hockey. Y en nuestra propia casa.

Las Leonas están frente a la oportunidad de agrandar su historia. Ésa que parece no tener fin. Ésa que emociona, transmite y contagia. Ésa que no se puede dejar de aplaudir, se cuál fuere el resultado de hoy.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s